Aplicaciones para comprar las sobras de los restaurantes

Es un hecho que el desperdicio de comida que existe en todo el mundo, más de 1.000 millones de toneladas al año, debe ser erradicado con un poco de conciencia por parte de todos, instituciones públicas y particulares, e incluso dando vida a ideas novedosas. Así se ponen en marcha aplicaciones móviles que apuesta por aprovechar los restos de comida de restaurantes y establecimientos de hostelería para darles una segunda vida; además de dar la opción de comprar productos a punto de caducar y que siempre quedan al fondo de los estantes de los supermercados.

‘Too good to go’
En casi una decena de países europeos ya conocen esta aplicación para el smartphone con la que comprar la comida que diariamente queda en los platos o en las cocinas de restaurantes, hoteles y demás negocios dedicados a la restauración. Ahora en España y por un precio muy reducido, una tercera parte de lo que te hubiera costado en dichos locales, puedes tener en casa esa comida.

Así se cumple una doble función: por un lado, evitar que esos alimentos que no están en mal estado acaben en la basura, con lo que eso significa a nivel social y ambiental, y por otro lado nos soluciona una cena de última hora.

Esta novedosa idea que nació hace varios años en Dinamarca y que ya cuenta con la colaboración de grandes cadenas de restauración y alimentación a nivel europeo. Lo mejor de todo es, sin duda, su fácil manejo. Al registrarte en la app puedes ver todos los establecimientos adheridos a esta iniciativa y seleccionar el tipo de comida que más te apetezca: japonesa, mexicana o hasta desayunos.

Por ahora no cuentan con servicio a domicilio, por lo que cuando se hace el pedido se indica el precio del particular menú, así como la hora a la que estará listo para recoger.

Alimentos perfectos a punto de caducarse
Más ejemplos de tecnología con conciencia. En este caso hablamos de la aplicación Soy comida perfecta. Algo así como una especie de supermercado en Internet pero con la particularidad de que algunos de los envases están deteriorados, sin afectar a la comida que contiene. Por ejemplo, son frutas con algún golpe sin importancia o productos que tienen una cercana fecha de caducidad.

Los alimentos son perfectos para el consumo humano pero hasta un 80% más baratos. El catálogo es de lo más variado, desde conservas, pasando por alimentación infantil, desayunos, bebidas o comidas ya preparadas. Por el momento solo disponen de recogida y entrega a domicilio en la provincia de Barcelona y debe hacerse un gasto mínimo de 15 euros.

Una idea similar es la de otra plataforma móvil: Nice to eat you. Un proyecto para ponerte en contacto con toda esa comida que sobra al final del día en comercios de alimentación. “Todo a precios increíbles”, aseguran los responsables de esta aplicación que incluso te animan a llevar tu propio recipiente, a la hora de recoger esa comida, y evitar de esta manera que se generen cantidades innecesarias de plásticos.

***Vía 65Ymas

 

Noticias