Aumenta en el mundo consumo de drogas sintéticas

La producción de anfetaminas, a las que también pertenece el cristal, ha aumentado en todo el mundo, señala la ONU en su informe mundial sobre las drogas 2014. Cerca de 200.000 personas mueren cada año por el consumo de drogas ilícitas. Las modalidades de venta de estupefacientes están cambiando rápidamente debido al desarrollo de mercados en Internet.

La Organización de las Naciones Unidas (ONU) advirtió en su último informe publicado sobre la creciente expansión de las drogas sintéticas en el mundo.
La producción de anfetaminas, a las que también pertenece el cristal, ha aumentado en todo el planeta, señala la ONU en su informe mundial sobre las drogas 2014.

Mientras el consumo general de drogas se ha mantenido estable, la cantidad de anfetaminas incautadas y el número de laboratorios para la producción de drogas sintéticas ha aumentado notablemente, especialmente en Norteamérica, afirmó la Oficina de Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC).
Según cálculos de la UNODC, 34.5 millones de personas tomaron anfetaminas en 2012, cifra únicamente superada por los consumidores de cannabis.

Sin embargo, la dimensión de la producción mundial es difícil de determinar, señala el informe. Y también difícil será combatirla, porque los productores cada vez más trafican por separado con los nuevos elementos y componentes utilizados para fabricar drogas sintéticas.
En 2012 se incautaron en todo el mundo 144 toneladas de anfetaminas, la mitad de ellas en Estados Unidos.
Otro reto lo suponen las nuevas sustancias psicoactivas, conocidas como drogas de diseño, cuya cifra aumenta continuamente. A mediados de 2012 se cifraban en 251 y en diciembre de 2013 se conocían 348.
Los productores de esos estupefacientes, comercializados a menudo en Internet como productos cotidianos como sales de baño o fertilizantes, trabajan con frecuencia en el limbo de la legalidad. Internacionalmente están controlados y prohibidos 234 tipos de drogas.

Consumo

Según la ONU, en 2012 un total de 243 millones de personas consumieron drogas ilegales al menos en una ocasión, una cifra que se mantuvo relativamente constante frente al año anterior. La cifra de muertos por drogas incluso se redujo: en 2012 murieron unas 183 mil personas a consecuencia de su consumo, frente a las 211 mil de 2011.
“Las drogas ilegales causan violencia criminal y debilitan importantes instituciones estatales”, declaró el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, con motivo del Día Internacional contra el Abuso y el Tráfico ilícito de Drogas, que se celebra hoy.

La producción de opio en Afganistán, el mayor cultivador de esta droga en el mundo que sirve de base para producir heroína, se incrementó el año pasado en un 36 por ciento a 209 mil hectáreas, suponiendo un fuerte revés en la lucha contra las drogas. Afganistán suministró en 2013 en torno a 80 por ciento del opio en el mundo.

Sin embargo, la disponibilidad de la cocaína cayó, al disminuir la superficie de cultivo de coca a 133 mil 700 hectáreas, el nivel más bajo desde que se comenzó a elaborar el informe en 1990. La producción de cocaína se concentra en tres países sudamericano: Bolivia, Perú y Colombia.
En total, 17.2 millones de personas consumieron cocaína en 2012. En Norteamérica, pero también en Europa Central y Occidental se redujo el consumo.
El consumo que más se redujo fue el del éxtasis: la cifra de consumidores en 2012 se situó en 18.8 millones, lo que supone un tres por ciento menos que el año anterior. También la cifra de consumidores de cannabis cayó ligeramente, a unos 178 millones de personas en 2012.

Muertes

Cerca de 200.000 personas mueren cada año por el consumo de drogas ilícitas según el Informe Mundial sobre las Drogas 2014 publicado por la ONU. El documento señala también que el número de víctimas mortales se ha reducido ligeramente en los últimos años, especialmente en los países asiáticos, mientras que la cantidad de consumidores, en términos generales, se mantiene estable.
Aunque en Europa central y occidental disminuyó el consumo de marihuana durante el último año, se registró, a nivel mundial, un alza en la compra de este estupefaciente, debido principalmente al aumento del consumo en los Estados Unidos.
La razón de ello, según el informe, sería que la “percepción del riesgo es muy baja”. Lo cierto es que un espectro más amplio y mucho más joven se está iniciando en el consumo de cannabis. “El número de jóvenes que consumen marihuana al menos una vez en la vida a partir de los 12 años fue del 12,1% en 2012, en contraste con el 10,3% en 2008″, indica la ONU. Sin embargo, se precisa también que aún es muy pronto para analizar la relación entre este aumento en el consumo y la legalización de la marihuana en los estados de Washington y Colorado.

La “red oscura”

El informe señala que aunque la venta de drogas se ha mantenido estable en los últimos años, se ha registrado un fuerte aumento en la venta de drogas sintéticas. Las modalidades de venta de estupefacientes, por otro lado, están cambiando rápidamente debido al desarrollo de mercados virtuales ocultos en Internet. Estos mercados fuertemente encriptados utilizan la moneda electrónica Bitcoin para dificultar la identificación de las operaciones. Según la ONU, “Aunque no se conoce con exactitud el porcentaje general de las transacciones de drogas realizadas en la “red oscura”, el valor de dichas transacciones, así como la diversidad de drogas en oferta, parecen ir en aumento. Al desmantelarse un sitio importante de esa red, llamado “Silk Road” (“Ruta de la seda”), se descubrió que en dos a cinco años de funcionamiento había obtenido ingresos totales por una cuantía aproximada de 1.200 millones de dólares”

***Vía Diarioelnorte

 

Noticias