Suerte o ciencia

Encontrar dinero en la calle puede parecer un golpe de suerte, pero sería más preciso agradecerte a ti mismo. Investigadores de distintas disciplinas han intentado descifrar si existe un aspecto mensurable de cómo funciona la suerte. Ser una persona con suerte podría tener más que ver con la psicología que con la probabilidad. Conoce algunos de los estudios que han intentado decodificar la suerte a continuación.

Juegos de azar
Has sacado águila cuatro veces seguidas en un volado, por es más probable que la próxima sea sol, ¿cierto? Falso, las probabilidades en los volados siempre son 50/50, exactamente la misma cada tirada. A este pensamiento se le llama la falacia del apostador, y de acuerdo a un estudio publicado en PNAS, nuestros cerebros buscan este tipo de patrones.

La investigación detalla la forma en que el cerebro humano trata con la incertidumbre buscando regularidades. Nuestras neuronas detectan patrones de forma natural y prestan atención a sus tiempos, las neuronas prefieren patrones que se alternan, es la forma del cerebro para regresar a la media.

Supersticiones
En un estudio del 2010, se le dijo a un grupo de golfistas que estaba utilizando ‘pelota de la suerte’, este grupo tuvo un desempeño significativamente mejor que aquellos a quienes se les dio una pelota normal. Los sujetos del estudio también mostraron un mejor rendimiento cuando se les permitió llevar sus amuletos de la suerte al resolver un anagrama. La hipótesis de los investigadores apunta que cuando una persona porta su amuleto es más persistente al resolver problemas porque siente que es más efectivo, como si obtuviera ayuda de un poder superior.

Personas con suerte
Richard Wiseman, profesor de psicología de la Universidad de Hertfordshire, en Inglaterra ha realizado una serie de estudio para identificar que distingue a una persona con suerte de una persona desafortunada. En un estudio le pidió a personas que se auto-identificaron como suertudas o sin suerte leer un periódico. En una de las páginas del periódico coloco un anuncio con letras grandes que decía: “ Dile al investigador que has encontrado el anuncio y recibe 250 libras.”

Las personas que afirmaron tener suerte mostraron mayores probabilidades de ver el anuncio, el investigadores apunta que aquellos que se consideraban desafortunados se mostraron más ansiosos, lo cuál posiblemente los distrajo de sus habilidades de observación.

Wiseman ha creado los principios para tener suerte, los cuales tiene que ver son ser más abierto a nuevas experiencias y observar las oportunidades cuando éstas se nos presenta.

***Vía Muy Interesante

 

Noticias