El alcohol y la desintoxicación

Navidad y Año Nuevo son épocas tradicionales cuando la mayoría de las personas sienten justificación para entregarse a los placeres del alcohol después de un largo año de presiones provocadas por problemas financieros, laborales, familiares, del trabajo, la escuela, el aburrimiento, y muchos pretextos o justificaciones más.

El primer resultado de la borrachera es el aumento de las discusiones familiares, el abuso de menores y miembros de la familia y puede conducir a una cruda feroz.

Crudas
Una cruda es un término comúnmente usado para los efectos físicos muy desagradables, que incluyen la fatiga, garganta, seca, dolor de cabeza, alteración del sueño, mareos, mal humor, vértigo, etcétera, que siguen a menudo al consumo excesivo de alcohol o drogas y puede durar varias días después de haberlos consumido.

Las resacas o crudas son acumulativas y si la víctima cree los cuentos de que tomar más alcohol para curar la resaca, su salud puede verse gravemente afectada, y podría conducir a la depresión, problemas de salud mental y adicción al alcohol.

Las resacas son una versión suave que los adictos a las drogas o al alcohol sufren cuando experimentan síntomas de abstinencia. Varios episodios de mal beber puede conducir a las resacas y los problemas de abstinencia.

Evita el malestar
Para evitar los síntomas de la resaca puede ser eficaz beber varios vasos de agua antes de ir a dormir después de beber mucho y más agua al día siguiente. Un abundante desayuno después de haber bebido mucho se supone que es muy eficaz para aliviar la resaca, pero puede causar más tensión en los órganos del cuerpo como el corazón.

¿Qué viene después de la resaca? Bueno, dependiendo de la persona, podrían pasar cualquiera de las siguientes cosas:

• Remordimiento, tratar de hacer las paces con la familia y amigos, y tratar de evitar volver a beber o revisar seriamente la cantidad de alcohol consumido. Las resoluciones de Año Nuevo abundan pero muy pocos las cumplen después de unos pocos días o semanas.
• Puede beber aún más en un intento de borrar sus problemas y la forma en que están lidiando con ellos.
• Sentir que el alcohol no es en sí, la respuesta a sus problemas y que quizás sólo necesita un poco de ayuda adicional, como cigarrillos, drogas, juego, etc

Si las cosas empiezan a salirse de control para alguien que está recurriendo al alcohol en exceso, es muy posible que necesite ayuda con la desintoxicación.

Desintoxicación
La desintoxicación es esencial para el bienestar de una persona que ha dejado el alcohol, es el proceso de ayudar a un paciente a retirarse con seguridad de la dependencia del alcohol o las drogas, por lo general bajo la supervisión de un profesional calificado.

La desintoxicación no resolverá los problemas psicológicos fundamentales, sociales y de comportamiento que causó la dependencia inicial sobre el alcohol y las drogas, pero es muy útil para dar la ayuda suficiente para que pueda desarrollar suficiente fuerza de voluntad y ayudarse a sí mismos a largo plazo.

La desintoxicación es un proceso continuo en los órganos del cuerpo como los riñones, hígado, linfa, los intestinos, la sangre y en todas las células. La desintoxicación es alentada por la estimulación de los cuatro órganos que se ocupan de la eliminación de toxinas de residuos, la piel, los pulmones, los riñones y los intestinos. La desintoxicación es reconocida como esencial en el cuidado de nuestra salud y para ayudar a combatir el envejecimiento.

***Vía Salud180

 

Noticias