Lo que puedes hacer con tu celular viejo

Soluciones para que dejen de acumular polvo

El ritmo acelerado de “vida tecnológica” y tratar de seguir las últimas tendencias pueden hacer que cambies de celular de manera regular. Con la amplia oferta de smartphones que hay ahora, puedes escoger el tamaño de la pantalla, sistema operativo y demás opciones que más se te acomoden.

Antes de descargar cualquier app, debes dar click aquí, y si se te moja, debes darle click aquí. Si de plano ya no sirve o pronto lo vas a jubilar ¿has pensado qué vas a hacer con tu “viejo” teléfono cuando lo jubiles?

-Véndelo. Si tu modelo de celular no se ha vuelto obsoleto (sí, a veces pasa) y se encuentra en un estado aceptable, podrías ganar un poco de dinero con él. Revisa sus precios promedio en internet y ofrécelo entre conocidos o haz anuncios en páginas dedicadas a eso.

-Quédatelo y úsalo para una tarea en específico. ¿Reproductor de música para viajes? ¿Aparato para descargar y jugar lo que no cabe en el nuevo? Tú decides, ya sabes cuáles son las fortalezas y debilidades del celular.

-Regálalo. Algún familiar no tan aficionado a lo último en tecnología podría darle un muy buen uso para lo que antes los usábamos: llamar y mandar mensajes. O puedes buscar alguna organización caritativa que acepte celulares para su causa.

-Guárdalo como repuesto de emergencia. Si no necesitas el dinero ni conoces a alguien que podría darle un mejor uso, déjalo en caso de alguna eventualidad. Desde quedarte sin batería en casa y necesitar hacer una llamada hasta usarlo si te roban el otro, es bueno tener un celular de repuesto.

-Tíralo. Si ya ni la lamparita le funciona, ocupa mucho espacio y ya no tiene línea, es momento de decir adiós. Pero no sólo lo arrojes al bote, llévalo a un centro de reciclaje porque recuerda que los componentes de un celular, sobre todo la batería, son dañinos para el medio ambiente. Y tal vez un día “reencarne” en un nuevo aparato.

¿Tú qué has hecho en estos casos?

***Vía Gamedots

 

Noticias