Cosas que pueden renovar tu vida

A veces son las pequeñas cosas la que marcan la diferencia, como es el caso de estas 5 simples situaciones que vamos a enlistarte, no requieren mayor esfuerzo, pero sí representarán una enorme renovación en tu vida.

Mejora tu suerte
Tú puedes hacerlo todos los días, lo único que tienes que hacer es modificar aquello que emanas. Cuando eres gentil, las cosas buenas simplemente ocurren, y tal vez no se trate propiamente de suerte, sino de energía.
Cambia hoy: Sonríele a un desconocido o a varios. Este simple acto propiciará que recibas la misma buena onda. Es muy fácil decir “que mal me va”, cuando lo único que hacemos es lamentarnos. En lugar de eso, ahora cada que puedas o que te acuerdes, sé más amable o tan sólo bendice a aquellas a tu alrededor, aún a los que no conoces, con pensamientos positivos (“le va a ir bien en todo”, que tenga lindo día”, su salud mejorará”, etc.). Si en lugar de pedir que te vaya increíble que las cosas que te sucedan sean mejores, se lo deseas a otros, tu estrella cambiará como ni tienes idea.

Saca a los amigos tóxicos de tu vida
Deshazte de esas personas virales, que lo único que hacen es restarte energía contagiarte de su mal estado de ánimo. ¿Que quiénes son ellos? Aquellos que se la pasan maldiciendo a los demás, nunca tienen un comentario positivo, o se la viven criticando a los que están a su alrededor. Incluso, entran en esta categoría aquellos que viven en su papel de victima, siempre tienen una queja, porque, según ellos, todos o todo está en su contra. ¿Te has puesto a pensar cuánta mala vibra se mueve a su alrededor?
Cambia hoy: Entra a tu Facebook y saca de tu vida a todos aquellos que no le aportan un carácter positivo a tu vida. Una ve que los saques de tu día a día, verás que las cosas se moverán en otra dirección. Al no estar rodeada de gente nociva, tu estado de ánimo será otro y tú lo notarás.

Date un tiempo a diario
Concederte unos minutos puede ser la diferencia entre andar de mala y tener una actitud positiva, pues ¿cómo puedes sentirte mal si por lo menos una vez al día haces algo que te satisface? Cuantas veces no dejas al último las cosas que a ti te gustan, como cuando tenías pensado salir a comprarte algo o tan sólo a caminar, y llega tu mamá diciéndote que la acompañes al salón de belleza. Quizá eres de las que siempre deja a un lado sus verdaderos intereses por satisfacer lo de los demás o solucionarles la vida. Te olvidas de ti y cuando menos te das cuenta, se te fue la fecha de inscripción para ese curso que tanto querías tomar.
Cambia hoy: Ve a que te hagan manicura, a que te den un masaje o ve a esa consulta de reflexología que tanto has aplazado. Cualquiera de estas actividades serán un shot de energía por una sencilla razón: te ayudarán a estar en paz contigo misma.
Cuando eres tú la que está hasta arriba en tu lista de prioridades, nada ni nadie podrá quitarte tu felicidad, porque serás tú misma quien la generará.

Deja atrás el pasado
¿Sabías que en el cabello está registrado nuestro pasado? Así es, desde la perspectiva de la psicogenealogía, ésta es un área del cuerpo en la que se manifiestan nuestras creencias más profundas.
Cambia hoy: Ve con tu estilista de preferencia o si eres más osada, prueba el estilo a rape. En muchos ritos místicos de renovación se lleva a cabo esta práctica, y no es casualidad, cuando nos cortamos el cabello, en seguida sentimos que vibramos de otra forma, es justo cuando somos hasta más coquetas porque, en efecto, emana de nosotras una energía totalmente diferente. Piénsalo, verás que no te estamos diciendo algo que no hayas experimentado. Sin embargo, el ejercicio que te proponemos aquí es tal vez un poquito más atrevido, si siempre has sido de las chicas de pelo largo, qué tal que esta vez puedes probar un corte medio o cortito; pero si eres de las de pelo corto, bueno, el reto será un grado más corto o de plano sin cabello, pues en la psicogenealogía se cree que cuando te rapas te deshaces de todas las ideas que llevas encima, o sea, de tu pasado, y te dedicas a vivir el presente.

Haz algo que siempre te hayan prohibido
Debe haber cosas que te fueron negadas de chica, algo que tal vez tú querías hacer y nunca te concedieron. Incluso, puede ser una prohibición más emocional, como “no le hables a tus tíos, porque estamos peleados con ellos”. Seguro has escuchado este tipo de órdenes alguna vez, pues ahora ejerce todo lo que te haya sido vetado, el resultado será positivo.
Cambia hoy: Vete de vacaciones sin pedir permiso, vístete sin importar si a los que están a tu alrededor les gusta, permítete relacionarte con personas que tal vez fueron prohibidas, estos simples actos de desobediencia fortalecerán tu individualidad e independencia; reafirmarán lo que tú deseas hacer en realidad y no lo que los otros quieren que hagas. No es tan complicado, bueno , eso dependerá de lo que ta hayan impedido en tu infancia o adolescencia.

***Vía Veintitantos

 

Noticias