Cuidado! Krokodil: una droga letal


La desomorfina, conocida en Rusia como ‘krokodil’ (cocodrilo) es una droga extremadamente tóxica preparada a base de píldoras de codeína que se mezcla con gasolina, disolvente, ácido clorhídrico, yodo y fósforo rojo. El nombre de la droga se debe a las escamas, parecidas a las de los cocodrilos, que aparecen en la piel de la gente que lo consume.

El consumo de la droga conlleva la aparición de graves úlceras y erosiones en la piel que dejan al descubierto hasta los huesos, es decir, ‘se come’ el cuerpo humano. Al cabo de un mes sus daños son irreversible.

La mayor amenaza de esta droga reside en su bajo coste y en su alto nivel de adicción (basta con una o dos inyecciones para que la persona se vuelva adicta). El efecto del ‘krokodil’ supera al que causa la heroína y puede acabar con la vida de una persona en dos o tres años.

El uso y la preparación de ‘krokodil’ se va extendiendo a los países vecinos de Rusia y a Europa. En diciembre de 2011 médicos polacos de la universidad de Medicina en Silesia informaron que al menos una persona murió por uso de ‘Krokodil’ en Varsovia, y que otros casos se confirmaron en Alemania, República Checa, Ucrania, Francia, Bélgica, Suecia y Noruega.

Pandilla por favor cuídense…
 

***Vía Actualidad RT

 

Noticias